lunes, 28 de diciembre de 2009

Hasta el 2010 y más allá con sostenibilidad.





AHORA VIENE LO PEOR

2009 está tocando a su fin. Año que ha pasado a la história como el año en el que hemos recibido los grandes batacazos que han de conducirnos hacia un nuevo panorama economico y social.

Año que hemos hablado de crisis, de innovación, de la economia del conocimiento, de levantar la economia y salir de la crisis con I+D+i, año de grandes planteamientos de gurus utópicos que aprovechan para vender libros de nuevos paradigmas, año de un nuevo concepto llamado " los brotes verdes".

Lo que si es seguro que ahora nos viene lo peor, levantar la económia con otro modelo. Levantar el modelo con casi cuatro millones de parados muchos de los cuales no tienen preparación ni tecnologica ni profesional para enfrentarse a los nuevos retos tanto de trabajo como de sociedad. Se prevee que una gran parte de estos conciudadanos y conciudadanas no volveran a encontrar trabajo porque el "terreno" cambiará de tal manera que no estaran preparados para los nuevos retos.

Los cambios van a una velocidad tan apabullante e implacable que no hay tiempo material para reciclar a cuatro milones de parados. Aqui tenemos el gran drama de la economia social y aquí es donde tenemos que echar el resto para estrujarnos las neuronas y encontrar salidas eficaces y eficientes, mientras no podemos hablar ni de brotes verdes ni de innovación.

LA ECONOMIA DE LA SOSTENIBILIDAD

Se prevee que una manera de seguir economicamente sanos, no es creciendo y consumiendo, como promueven los politicos, si no construyendo un nuevo modelo basado en la economia del CO2, o sea, reducir las emisiones y consumir de una manera racional y responsable exigiendo la reduccón de las "mochilas ecologicas" ,o dicho de otra manera controlar y definir la reducción de la "huella de carbono" de los productos que compramos y de los movimientos que hacemos.

Debemos entrar en la economia de la sostenibilidad, aquella que los dos mil millones que hemos consumido desaforadamente todo lo que nos han echado, ahora somos más pobres, y o volveremos a ser ricos, y debemos compartir las necesidades con los otro cuatro mil millones que no han podido todavia ni satisfacer sus necesidades.

Texto de Joaquim Braulio Mayals
Baluarte Comunicación Ambiental